En este momento estás viendo Para ti, cuidador, familiar de un niño o adolescente con diagnóstico de cáncer

Aun cuando en el CIO no es común atender casos infantiles, deseamos sumarnos en hacer aportes para mejorar la calidad de vida de cada niño o niña con diagnóstico oncológico, sus cuidadores principales y familiares.

En un estudio realizado con cuidadores de pacientes oncológicos pediátricos, con el objetivo de “determinar la relación entre el síndrome de sobrecarga y las estrategias de afrontamiento en cuidadores”, de estos pacientes, se obtuvieron evidencias de que existe una relación significativa entre ambas.

El síndrome de sobrecarga del cuidador es un “conjunto de reacciones y actitudes emocionales que surgen como consecuencia del cuidado a una persona dependiente”.

Las estrategias de afrontamiento son formas de sobrellevar y adaptarse a las situaciones estresantes. Es decir, para manejar y tolerar la situación estresante, así como a los sentimientos que han sido generados por la misma, se emplean estrategias de afrontamiento que son esfuerzos, tanto cognitivos como conductuales, que realiza una persona (en este caso el cuidador) para reducir los efectos de cada evento estresante.

Las 14 estrategias de afrontamiento según Carver y colaboradores:

1.- Afrontamiento activo: Ejecutar acciones concretas para solucionar el problema.

2.- Planificación: Formular un plan, con pasos a seguir, para controlar la situación.

3.- Apoyo emocional: Buscar comprensión y sostenimiento del entorno.

4.- Apoyo social: Buscar una fuente de información y consejos pertinentes sobre la situación.

5.- Religión: Tendencia a recurrir a la religión, la fe y participar en actividades de carácter espiritual.

6.- Reinterpretación positiva: brindar una mirada favorable de la situación estresante, considerándolo como una oportunidad de crecimiento.

7.- Aceptación: Progresiva tolerancia de la situación en sí misma.

8.- Negación: Centrarse en rechazar la realidad.

9.- Sentido del humor: Utilizar las bromas o la risa frente la situación estresante.

10.- Auto-distracción: Buscar concentrarse en actividades ajenas a la situación estresante.

11.- Autoinculpación: Criticarse y culpase sobre el evento.

12.- Desconexión: Buscar reducir los esfuerzos para afrontar la situación, incluyendo la renuncia hacia las metas que están expuestas al estresor.

13.- Desahogo: Expresar con intención y conciencia el malestar emocional ocasionado por el evento, acompañado por la acción.

14.- Uso de sustancias: Consumo de drogas con la finalidad de sobrellevar o sentirse mejor frente al estresor.

Utilizar estas estrategias favorecen la regulación emocional, la resolución de problemas, la integración social, el desarrollo personal, mejoran la propia salud, la calidad de vida del cuidador, mayor efectividad en los cuidados y favorece la calidad de vida de la persona atendida, también puede estrechar los lazos entre los miembros de la familia, valorar la salud y la unión, disminuir el estrés y reducir la posibilidad de desarrollar sobrecarga.

“Si el cuidador utiliza estrategias más adaptivas, el nivel de sobrecarga es menor, predominando aquellas que se enfocan en la realización de acciones y el cambio cognitivo que tienen sobre la enfermedad” – Reyna-García, Caycho-Rodríguez y Rojas-Jara.

Fuente original: Reyna-García, P, Caycho-Rodríguez, T. y Rojas-Jara, C. (2021). Síndrome de sobrecarga y estrategias de afrontamiento en cuidadores principales de pacientes oncológicos pediátricos. Psicooncología. 18 (2): 245-259.

Deja una respuesta